Maratón… ¡no! Primero debo ordenar mi vida deportiva

Cuando el profesor Álvaro María me habló del tema de realizar una maratón encontré el momento para preguntarle algo que ya yo traía en la cabeza como propósito de inicio de año, para ese momento rayaba el inicio de enero del 2010, le pregunté: “¿Profesor usted me podría entrenar para hacer triatlón? su respuesta fue: -“no Eren, yo solo te puedo ayudar con el atletismo”.  Para cuando esto pasó yo ya llevaba 1 año entrenando de la siguiente manera: dos días iba al parque Metropolitano La Sabana a hacer con el equipo “Chirunners” trabajos de paso, tomas de tiempo versus distancia, técnica, calidad y por supuesto lo que nunca podía faltar la entrada motivacional antes del entrenamiento y al final por parte del profesor en donde se daban felicitaciones, aplausos y se cantaba cumpleaños a los compañeros.  Luego un día a la semana que eran los sábados hacía los fondos, para lo cual el profesor siempre seleccionaba lugares diversos como Guápiles, La Guácima, La Garita, Santa Ana, Ochomogo, Salitral, Rancho Redondo, la Universidad para La Paz, o el que fuera mi primer fondo del Aeropuerto Tobías Bolaños al Parque Metropolitano La Sabana, las  locaciones eran siempre distintas, por esta razón los sábados solían iniciar tipo 4:00 a 4:20 a.m. e iban terminando cerca de las 11:00 a.m., prácticamente se llegaba a la casa a descansar y recuperar, adicionalmente a estos entrenamientos de atletismo yo iba a la piscina del Palacio de los Deportes en Heredia a nadar de dos a tres veces por semana con mi equipo de natación “Master de Heredia” y por otro lado una o dos veces por semana salía en bicicleta que solía ser de montaña con un par de amigos de la misma piscina como eran “Toto” y Ernesto o más conocidos como: “Castula Vieja y Ernest”, algunas veces también iban Marcela, Diego, Clark, Douglas, Damaris, todos los anteriores nadadores de Heredia y algunas veces mi amiga Alejandra, disfrutábamos y comíamos mucho en cada salida. También durante todo este año asistía tanto a competencias de atletismo, como de natación y algunos eventos recreativos de bicicleta de  montaña.

Como podrán imaginar al cabo de un año de llevar este rito me encontraba literalmente “tostada” (cansada) pues mis cargas de trabajo de entrenamiento estaban completamente descontroladas, lo que pasa es que uno cree que así las cosas funcionan pero el tiempo, los hechos y sobre todo el cuerpo sabiamente hablan y te hacen darte cuenta que no vas por un buen camino, fue por esta razón que sí deseaba seguir con mis objetivos debía tomar decisiones y realizar cambios, lo que sí tenía claro era que aún no era el momento para mí de pensar en una maratón sino más bien que era el momento de detenerme y ordenar mi vida deportiva, fue así como inicie con mi búsqueda de un entrenador para triatlón, lo cual les contaré en mi próxima publicación.

Video

Ciclismos de montaña Alto Las Palomas, 2009Aguas abiertas Punta Leona, 2009Fondo de atletismo, Rancho RedondoFondo atletismo, Guápiles

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s